Es un término relativamente nuevo, el cual se refiere  al resultado de todo tipo de ataques, insultos y acoso generados a través de las redes sociales, normalmente de manera viral, en contra de una persona y/o su opinión.

Desde el surgimiento de las redes sociales, el linchamiento digital, al igual que el acoso digital, ha ido evolucionando, y se ha convertido en un tema bastante desagradable, lleno de controversias.

Los motivos por los cuales se produce este acoso multitudinario son temáticas controvertidas ya de por sí que, en el momento en qué alguien expresa una opinión al respecto de éstas, parecen despertar a todo el colectivo que a veces engloban. Por ejemplo, encontraríamos temas como el deporte (más frecuentemente, el fútbol), la política, los famosos en general y, sobre todo, comentarios en relación a la homofobia, el machismo, y el racismo​

Cómo funciona

Todo comienza cuando alguien comenta algo en las redes sociales, por lo general un tema polémico, que otros consideran ofensivo o cuestionable. Por lo general personas que no tienen conexión con la información original, comienzan a atacar por lo que se dijo.

A menudo, los participantes en esta mafia de linchamiento digital publican desde cuentas anónimas de redes sociales, a menudo en Twitter, y continúan alimentando el fuego de los ataques escritos en el cartel.

A veces, las víctimas del linchamiento terminan eliminando el “post” de sus cuentas por completo, o, como en caso de muchos famosos que han sido víctimas de estos linchamientos, deban emitir una disculpa pública.

Sin embargo, eso no suele hacer que la mafia de los linchadores digitales desaparezca. De todos modos, es probable que alguien también haya tomado una captura de pantalla de la publicación original.

Redes Sociales o Tribunales Morales

En general, los linchadores digitales no son buenos para nuestras comunidades. Incluso si alguien dijo algo cuestionable, es posible tener, o al menos intentar tener, una discusión civilizada. Sin embargo, en ese caso, no sería una turba de linchamiento digital.

En estos tiempos tan turbulentos que vivimos, especialmente debido al confinamiento, más y más personas  pasan horas conectados en las redes sociales notificando todo lo que hacen, piensan, comen, lo que hace que sus seguidores hagan comentarios, y que estas personas al exponerse al público, también se exponen a comentarios, y si no están de acuerdo, pues al linchamiento.

Hoy están muy de moda en las redes, celebrities o influencers, personas que se están ahí para influenciar tus decisiones de compras, de estilo de vida, o tus decisiones de mercadeo. Te recomiendan marcas de ropa, de maquillaje, sitios donde comprar, restaurantes, lugares donde viajar, heladerías, clubes, cuál es el mejor cerrajero y qué cerradura es la mejor, decoración, en fin, lo que se les ocurra a los encargados de marketing.

Sin embargo, muchas de estas personalidades han visto sus carreras truncadas y han perdido miles de seguidores en cuestión de segundos, por haber hecho algún comentario que dichos seguidores consideran inapropiado o ha actuado de manera diferente a lo que esperan. 

Los fans de estas personas se han convertido en sus jueces y verdugos.

Pero hay que cruzar los dedos y esperar encontrarse, en las redes, con personas corteses y tolerantes, y sobre todo respetuosas de las opiniones de los demás, y que esas opiniones y diferencias sean respetadas.